miércoles, 15 de enero de 2014

Hija de Humo y Hueso (Hija de Humo y Hueso #1) por Laini Taylor | ◉◡◔

Título Original: Daughter of Smoke and Bone
Título en Español: Hija de Humo y Hueso.

Autora: Laini Taylor

Sinopsis:

 Dos ciudades
Praga, Marrakech

Pero también dos mundos
El nuestro, el de ellos

Dos historias de amor
La del pasado, la del presente

Dos razas eternamente enfrentadas
Ángeles contra quieras

En definitiva, dos esencias
Humo y hueso

Y una sola protagonista
Karou, la esperanza

Una vez fue una niña inocente que jugaba
con plumas en el suelo de la guarida de un diablo.
Pero ahora aquella inocencia había desaparecido.

        Dio mio! La sinopsis no nos dice nada!
        Y eso es lo principal que me atrajo a leerlo, me causó mucha curiosidad.
        Pero tranquilos! Yo estoy aquí para darles un respiro a sus curiosas mentes y acercarles un pequeño resumen de qué trata (?).
        Karou, Karou, Karou, adoro a esta chica, quiero su pelo ya. Ella es una estudiante de arte de 17 años que adora pasar su tiempo libre con su mejor amiga Zuzana -Zuze, sal del libro inmediatamente y sé mi amiga- y evitando a su insoportable ex-novio, Kaz. Pero esa no es su única vida, cuando regresa a casa se encuentra con su monstruosa familia de quimeras, y su padre adoptivo, Brimstone -- que la tiene como chica de los recados -"che, pibe" como le dicen en mi país :3-; siempre, mandándola a buscar cosas de toda la vida, compras de la casa: dientes, en su mayoría humanos.

-Brimstone -dijo volviéndose a él-. Quiero que sepas que nunca te abandonaré... sin más.
[...]
-Es imposible saber lo que uno hará -dijo agarrando de nuevo el hueso de la suerte-. No te tomo la palabra.

        Por más de llevar una vida tan extraña, es medianamente feliz y normal con su particular familia quimérica.
        Hasta que comienza a encontrarse con marcas de mano negras en las puertas, una clara señar de peligro.
        O sea, ¡dah! Todos sabemos que si nos encontramos con marcas de manos en las puertas significa una sola cosa: peligro. Obviamente.
        Karou siempre está enfrentándose a esa conocida sensación de vacío, como si hubiera olvidado algo.
        Y con todo esto surgen los serafines, el perfecto ángel Akiva, con una belleza tan, mm... ¿dolorosa? Es como una escultura tan perfecta, modelado a mano... Y bueno, ¿qué se puede esperar? Después de todo es un ángel.

"Realmente era un ángel.
Apareció ante ella en toda su esencia. [...]
Y aquellos ojos.
Su mirada era como una mecha encendida que consumía el aire que había entre ellos. Era lo más hermoso que Karou había visto jamás. Su primer pensamiento, incongruente pero embriagador, fue memorizar su imagen para dibujarla después.
El segundo, que no habría un después, ya que iba a matarla."

        Es entonces cuando comenzamos a conocer la absurda y, al parecer, interminable guerra entre las quimeras y los serafines, sin argumentos. O por lo menos, sin argumentos válidos.
        Leí una vez en una reseña, no recuerdo de quién, antes de leer este libro y la verdad que tiene razón, decía que, de alguna forma, muestra lo absurdas que llegan a ser las guerras (hablando de humanos, claramente), cómo podemos llegar a enfrentarnos por tiempo indefinido sin recordar la razón, o siquiera sin parar un segundo a pensar porqué.
        Lamentablemente en algunos casos es así.
        Bueno, se pueso serio esto (?), volviendo a los personajes:
        En el momento en que aparece la amable -no de buena, sino de querible- Madrigal y aclara tanto las cosas, solté el aliento que no sabía que retenía. Me encanta su forma de ver las cosas, cómo llegó a imaginar un futuro dentro de todo eso, una esperanza.
        En fin, ¡por fin algo diferente!
        Aunque hay veces que ncestio leer clichés empalagosos, nunca viene mal algo distinto. Justamente por eso, le tenía muchas ganas a este libro; pero, a la vez, desconfiaba, I mean, ¿cómo sé si me gusta la idea de las quimeras y todo eso? Y bueno, la única manera de averiguarlo fue leyéndolo,  y no me decepcioné para nada.
        Me gusta mucho Karou, es un personaje muy interesante y diferente, amo que use tanto el sarcasmo y eso de que no le mienta a sus amigos acerca de las quimeras, que lo cuente haciendo cierta expresión que da a entender que sólo está jugando, pero todas sus historias son ciertas.
        Quizás Hodge tenía razón:
"Toda las historias son ciertas"
       
        Ok, no.
        Y Akiva también me gustó mucho, cómo no amarlo. Es muy valiente y noble incluso auque su vida haya sido -y sigue siendo- tan complicada. Loviu, Akiva .

        Realmente me ponen nerviosa los números que aparecen en la portada.

  
        En su continuación (Días de Sangre y Resplandor) también hay números, qué miedo.
        ¿Significan algo? ¿Es un mensaje subliminal? ¿La CIA quiere decirnos algo? ¿En algún momento tendrá sentido? O, dios mío:
        ¿¡Es una conspiración!?
 

        Ya, no más polvos de hada para mí.

4.5 Porque el segundo se lleva los 5.
P.D.: Gracias Laini Taylor! Por este libro tan fascinante y por Akiva.
P.D.D.: Akiva, ven, rompamos un hueso juntos ;) ;)
P.D.D.D.: Descárguenlo aquí.

-Nairaz

1 comentario:

  1. Hola, quiero decirte que he nominado tu blog a los Liebster award, me gustaría que te pasara a http://paradiseofawalker.blogspot.mx/2014/01/nominada-liebster-award.html y conoscas mas sobre esto.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...